in ,

Las Asociaciones Civiles y la Iglesia, por @sergiomaya7

El pasado día 16 de Octubre el Vicario General de la Archidiócesis de Sevilla, Teodoro León, redacta un comunicado dónde pone de manifiesto que “las entidades eclesiásticas evitarán en cualquier caso los préstamos de enseres litúrgicos y religiosos, la cesión de locales de culto u otros propiedad de las entidades religiosas, así como la misma asistencia y participación en actos cultuales y análogos, que sólo encuentran su plena legitimidad cuando son vividos en el ámbito de la Iglesia”, haciendo referencia a “asociaciones cofrades meramente civiles”.

Y ¿Por qué se decide el Arzobispado a publicar este comunicado?

Principalmente por la proliferación en los últimos tiempos a formar Asociaciones de vecinos, culturales, peñas, civiles, etc. Sacando imágenes a la calle cada fin de semana de escaso valor artístico y devocional en su mayoría.

Indagando en el tema es necesario matizar que estas asociaciones están totalmente al margen de la Iglesia, ya que sus reglas no están aprobadas por la autoridad eclesiástica, ni tampoco realizan su salida desde una Parroquia, ni mucho menos celebran cultos.

Pero profundizando también hemos sabido que estas asociaciones civiles tienen una especie de Consejo de Hermandades formalizado en lo que ellos llaman como la Federación de Asociaciones Cofrades de Sevilla.

Dentro de esta Federación encontramos las siguientes Asociaciones, A. C. C. de Ntro. Padre Jesús de la Piedad y Ntra. Sra. de la Salud y Esperanza (Las Avenidas),  A. Cofrade de la Santísima Misericordia, A. C. C. de la Santa Cruz y Ntro. Padre Jesús de la Abnegación (San Bernardo), A.C. Pro-Hermandad del Stmo. Cristo de la Humillación y Ntra. Sra. del Amor (Pol. San Pablo), A. de Devotos de la Santa Cruz, Santa Ángela de la Cruz y del Inmaculado Corazón de María y Salud de los Enfermos, A. Cofrade de PIO XII (Ntro. Padre Jesús de las Lágrimas), Humilde Asociación Pro-Hermandad Ntro. Padre Jesús de la Caridad en su Tercera Caída y Ntra. Sra. del Desconsuelo (Los Príncipes), A.C.C. de Ntro. Padre Jesús de la Salvación (Triana) y  la A.C.C. de Ntra. Sra. de la Estrella Gloriosa (Triana).

Según el Boletín de esta Federación en la que se le hace un cuestionario a las diversas asociaciones citadas llegamos a la conclusión que estas asociaciones están dispuestas a entrar a formar parte de la Iglesia y adoptar sus reglas, por ejemplo, la A. Pro-Hermandad de Ntro. Padre Jesús de la Caridad en su Tercera Caída y Ntra. Sra. del Desconsuelo dice “al principio para que la gente te conozca desgraciadamente, tienes que sacar una imagen a la calle para que la gente sepa que estás ahí, pero el objetivo nuestro no es simplemente sacar una imagen a la calle, porque para eso no emplearíamos tiempo de nuestra vida aquí. Nuestro objetivo primordial es estar en nuestra parroquia y hacer hermandad”. Otro ejemplo sería el de la Asociación Stmo. Cristo de la Humillación (San Pablo) “lo que es sacar el paso a la calle, para nosotros es lo último. Primero hay bastantes cosas antes, lo que es sacar el paso a la calle, el “culto externo” es como un premio a la labor hecha durante todo el año. Nosotros con la parroquia hemos tenido vínculo, pero la verdad es que ahora hay menos, porque nosotros hemos sentido que hemos tenido las puertas cerradas, nosotros lo hemos intentado por todos los medios”, aunque atendiendo a lo que publican en su blog no se sabe muy bien si lo anterior es cierto o no, “Hemos fundado esta asociación para poder disfrutar en común de nuestro hobby y hacerlo más accesible al gran público. Nuestro grupo está compuesto por personas de todas las edades a las que les gusta conversar para compartir sus intereses y hacer amigos”.

Y esto es lo que escama realmente al Arzobispado, crear asociaciones por satisfacer hobbys, o por problemas internos dentro de otras hermandades, etc. Sin atender a la formación, el culto y la caridad, que son los tres pilares básicos de las hermandades.

Aunque debemos añadir que hasta ahora nos hemos centrado en el ámbito de aquellas Asociaciones Civiles que están dentro de la Federación de Asociaciones Cofrades de Sevilla que son la minoría de un sinfín de otras asociaciones civiles que su misión y objetivo no son diferentes al de estas asociaciones civiles de la Federación.

Por lo tanto aquí llegamos a la siguiente conclusión desde el Arzobispado se pide a las Hermandades “legales” que no presenten nada a estas Hermandades “ilegales”, pero en muchos casos es la propia iglesia, como en el caso de San Pablo, la que le cierra las puertas a esta Asociación.

¿Qué es lo que deberían hacer estas asociaciones para entrar dentro de la Iglesia?

Pues lo primero es ver que es lo que dicen las Normas Diocesanas al respecto para la formación de Hermandades. Algunos de los preceptos que estas asociaciones incumplen serían:

  • Por ser la promoción del culto público el fin primario de toda Hermandad y Cofradía, nunca podrá tener el carácter de asociación privada de fíeles.
  • La sede canónica de una Hermandad y Cofradía es siempre o una iglesia o un oratorio.
  • El encargo o adquisición de imágenes con anterioridad a la constitución de la Agrupación parroquial contemplada en el artículo 12, se considerará indicio de concepción incorrecta de la naturaleza y fines de toda Hermandad y Cofradía.

Por lo tanto estas asociaciones para entrar a formar parte de la Comunidad eclesiástica deben empezar por no venerar a ninguna imagen y ceñirse a como dicta la norma diocesana número 12: “Antes de erigir una Hermandad y Cofradía, el grupo de fieles que promueven la iniciativa deberá obtener licencia del Vicario General para constituir una Agrupación Parroquial que, bajo la dirección del Párroco o de un delegado del  mismo , desarrolle a lo largo de tres años como mínimo un programa de formación cristiana, que comprenda los contenidos básicos de la catequesis de adultos, con especial referencia a los fundamentos del apostolado seglar, la celebración de la liturgia y el culto divino”.

Es aquí el quid de la cuestión ¿De verdad estas asociaciones estaría dispuestas a dejar de sacar en procesión a la Imagen que veneran?

Esta respuesta es la que de verdad hay que buscar, ya hay asociaciones que se están planteando seriamente dejar de venerar a sus Imágenes y formalizar su situación dentro de la Iglesia, otras seguirán haciendo lo mismo que hasta ahora.

Por lo tanto las Hermandades que se rigen por la Iglesia saben lo que tienen que hacer si no quieren llevarse una reprimenda desde Palacio.

Redacta Sergio Maya
Fotografía Agrupación Parroquial “Bendición y Esperanza” del Polígono Sur

¿Qué te ha parecido?

0 puntos
Upvote Downvote

Total votos: 0

Añadir voto: 0

Porcentaje votos positivos: 0.000000%

Quitar voto: 0

Porcentaje votos negativos: 0.000000%

Escrito por Nacho Sánchez

Jartible Cofrade desde 1991 · Tecleando con más de 140 caracteres · Coordinador de ElCostal.org

Bendita Juventud Pastoreña en la Vera Cruz de Córdoba

Tradiciones Cofrades, Tradiciones Personales por @Aymaricruz