Sevilla

Francisco Javier Sánchez de los Reyes diseña un nuevo manto para la Virgen de las Penas

Un paño bordado de la Catedral de Sevilla del siglo XVII es el motivo central del diseño de la obra

Manto Virgen de las Penas Santa Marta

La nueva Junta de Gobierno comandada por Isidro González Suárez, que tomo posesión el pasado 7 de noviembre de 2.014, quiere engrandecer el patrimonio de la Hermandad con la ejecución de un nuevo manto para la Virgen de las Penas. Actualmente, la Santísima Virgen luce para la Estación de Penitencia una saya roja de terciopelo de Lyón y manto azul marino sin bordados ni encajes en su perímetro.

El proyecto es obra del diseñador sevillano Francisco Javier Sánchez de los Reyes. En él se puede apreciar no sólo el estreno de un nuevo manto, sino también, la ejecución de una nueva saya a juego. Ésta última se afrontará más adelante.

La obra se realizará en dos fases, estando prevista la realización de la parte delantera y dependiendo de la disponibilidad económica, se afrontará la trasera.

EL DISEÑO

proyecto nuevo manto virgen de las penas

El diseño del manto, que será bordado sobre terciopelo azul, consta de una cenefa delantera con motivos vegetales entrelazados y una greca perimetral, que se ensancha en su parte trasera central con idénticos motivos, estando toda la superficie  salpicada de estrellas y azucenas. En el medallón central de la parte trasera figura una “María” sobre la cruz de San Andrés. El motivo central del diseño de la obra está basado en un paño bordado de la Catedral de Sevilla del siglo XVII.

ESTILO DE LA DOLOROSA

Desde sus inicios, la figura de la Virgen de las Penas fue vestida con gran sencillez, empleando simplemente saya y manto de terciopelos oscuros lisos, sin bordados ni encajes, un tocado de raso envolviendo el rostro, y ornando su cabeza con un simple aro de doce estrellas de metal dorado.

Con la llegada a la Hermandad de la actual dolorosa que tallara Sebastián Santos en 1958, la imagen lució una saya blanca con bordados en su parte inferior y manto negro, así como un tocado de encajes más elaborado.

Además de lo mencionado, el ajuar de la imagen lo componen también la diadema del año 1968 realizado en plata de ley sobredorada por el orfebre Jesús Domínguez Vázquez y que actualmente luce cada Lunes Santo; para los cultos internos, posee una diadema realizada también en plata de ley en su color, por el orfebre José Jiménez (1993); saya de terciopelo color burdeos con bordados antiguos con motivos vegetales provenientes de la donación de un hermano, habiendo sido realizada esta obra por el artista José Ramón Paleteiro (2001); en el año 2003 se estrenaron una corona y un puñal de plata sobredorada, realizados por el orfebre Joaquín Ossorio.

 

AnteriorSiguiente
Community manager y fotógrafo profesional