Sevilla

Esperanza: Historia y devoción (Parte 1)

Redacción

Encarnación CenaEn Sevilla, el nombre de una de las advocaciones de la Virgen María más importante ha sido el de Esperanza, dentro de una gran cantidad de nombres y demás advocaciones que tienen en esta bendita ciudad.

La significación del nombre de “Esperanza” viene a comunicarnos algo así como “esperar que todo salga bien”, “que todo sea posible”, “la salvación”.

Desde el año 656, se estableció la Fiesta de la Virgen de la Esperanza celebrada en España establecida por el Concilio de Toledo, pasándose a llamar fiesta de la Expectación del Parto ó de la O.Si observamos lo que dicen numerosos historiadores, la fiesta de la Esperanza pretendía celebrar el misterio de la Encarnación del Verbo en María, la cual oficialmente se celebra el 25 de Marzo, coincidiendo con el día de la Anunciación, pero como ésta caía siempre por Semana Santa, no se podía realizar con la importancia que merecía.

Anunciacion Juan XXIII 9De esta forma, con el misterio de la Anunciación, vamos a encontrar uno de los primeros modelos iconográficos, que será el de la Virgen Leyendo, muy usual en las vírgenes de la Encarnación y de la Anunciación (como observamos en la Virgen de la Encarnación de Los Terceros o la Anunciación de Juan XXIII).

Durante la Edad Media, en la Península Iberica, se le va a coger gran devoción a esta advocación de la Virgen Santísima, siendo frecuente la celebración el día 18 de diciembre, conocido como fiesta de Nuestra Señora de la O. La gran devoción a la Virgen de la O, la vamos a encontrar sobre todo en mujeres que tienen dificultad para quedarse embarazadas, y que le piden a la Virgen este favor. Así podemos ver el caso de la Duquesa de Arcos, que construye dos iglesias en Rota y Chipiona con la advocación de Nuestra Señora de la O, como ruego para conseguir su fin.

Aparece Jesús, en forma de vientre como una O, que es el que tienen todas las parturientas. Si observamos que Jesús nace en la Noche del 24 de diciembre, y la fiesta es el 18 del mismo mes, la Virgen estaría en su esplendor de Madre. También se cuenta que la O sería una interjección que expresa lo contemplativo por la alegría y el gozo de la Madre ante el Nacimiento de Jesús.

Divina EnfermeraOtra de las teorías de las que se ha comentado mucho durante tiempo,  ha sido la de las Antífonas Mayores que se cantan en el Magnificat del Oficio de Vísperas, desde el día 17 hasta el día 23 de diciembre, todas empezando con la aclamación Oh en español, que simboliza el signo de expectación y esperanza del pueblo de Israel y en especial de la Virgen en la llegada de un Mesías.

Estas antífonas se compusieron en el siglo VII-VIII, siendo como nos comentan numerosos autores, “el deseo expresivo de salvación por parte de toda la Humanidad desde Israel hasta la propia Iglesia” y cada una de ellas se inicia con la expalción “Oh”, seguida de un título mesiánico tomado del antiguo testamento, pero entendido por el Nuevo Testamento, terminando siempre con una súplica “ven y no tardes más”. Podemos destacar algunas como: “Oh Sabiduría, Oh Adonai, Oh Emmanuel”.

Valoración historiográfica realizada ante una de las festividades más importantes que se celebran en la ciudad de Sevilla muy pronto, con numerosos besamanos que analizaremos en esta web.

AnteriorSiguiente