in

Las marchas de la Coronación de la Victoria

Hablamos con algunos de sus compositores

Sin duda, la música será parte fundamental en todos estos días, en relación con la Coronación Canónica de María Santísima de la Victoria (conocer todos los detalles). Quizás lo que más vaya a llamar la atención del público serán las marchas procesionales a estrenar por dicha efeméride (marcha de la banda de cornetas y tambores aquí).

Aunque el estreno tuvo lugar en el concierto celebrado en la Basílica del Cachorro, a cargo de la banda de música, desde este medio nos hemos puesto en contacto con algunos de los autores que han compuesto dichas marchas:

El más joven de todos los compositores es el estepeño Jesús Joaquín Espinosa de los Monteros Pérez, autor de “Virgen de la Victoria Coronada”: «La temática utilizada para tal ocasión -como no podía ser de otro modo- ha sido triunfante y victoriosa, sin olvidar en ningún momento el sello tan personal que transmite la cofradía de las Cigarreras en la tarde del Jueves Santo.»

Tras explicarnos la importancia de la cuerda de cornetas y tambores para la introducción de la marcha, continúa: «En el tema central de la obra, ese matiz triunfante se desvanece poco a poco para adentrarnos en la tarde de Jueves Santo, aunque siempre manteniendo el núcleo central de la obra. Una vez finalizada la reexposición del tema en forte, llegamos a la transición a modo de lamento y melismas en las maderas que contrasta con una respuesta incesante y portentosa por parte de los metales. Todo esto desemboca en el trío de la obra, a partir de aquí la dulzura y la serenidad de los acordes transmitirán un aire de bienaventuranza y prosperidad bajo el seno de la Hermandad. Finalmente, a modo de conclusión vuelve a aparecer el fuerte contraste entre las maderas y los metales como culmen a esta victoriosa obra.»

Para Rubén Jordán Flores, autor de “Crux Victris”, nos cuenta el carácter más religioso de la marcha: «El título de esta marcha surge de la certeza de que la cruz es el único signo de la victoria para un cristiano. Este es el núcleo de la fe salvadora en san Pablo, que alude a la cruz como escándalo para los judíos y como necedad para los griegos (1Cor 1,18-23)He querido rememorar con sonidos la esencia de la fe cristiana, lo mismo que la Virgen de la Victoria lo recuerda escultóricamente y, todo ello, aludiendo a la leyenda de Constantino que, más allá de lo mítico e incluso de lo bélico, asienta en el corazón del creyente el pensamiento de que no hay victoria sin cruz, ni aceptación de la cruz que no acabe en victoria.»

La profundidad de la mirada de la Virgen estará reflejada en su marcha: «Si se me permite decirlo así, afirmaría que he querido envolver el aire de Sevilla con una música que recuerde la hondura teológica de la mirada de la dolorosa de la Victoria. Por ello, no es un exceso afirmar que he pretendido representar musicalmente la alegría de que la cruz nos hace a todos partícipes de la gracia de la redención», para una marcha «compuesta desde el corazón y desde el compromiso con la fe»

Todas las marchas se estrenaron ante el Cachorro

A pesar de dedicarle hace pocos años una marcha a la Virgen de la Victoria, Francisco Javier González Ríos no ha querido faltar a la cita con la marcha “Con María en el corazón”, la marcha más tradicional que ha compuesto hasta ahora: «La marcha respeta todos los cánones de las marchas sevillanas, con un discurso claro y muy de las Cofradías de Sevilla y de Andalucía. Está dedicada a mis padres, para que de alguna manera ellos estén en tan singular evento». Por si no quedaba claro el carácter clásico de la composición, añade: «es una marchas que nos recordará a Manuel López Farfán y al desaparecido Pedro Morales, con quien curiosamente comparto fecha de nacimiento.»

El último, pero no menos importante, de los compositores con quien hemos podido hablar es con Pablo Ojeda Jiménez, que nos da unas pinceladas de su marcha “Sevilla, tu Victoria”: «la marcha es de corte alegre pero a la vez muy clásica, tanto en la estructura como en el estilo. El protagonismo de la pieza recae mayormente en las cornetas, instrumento que en la Hermandad de Las Cigarreras son palabras mayores. Y luego, aunque la marcha evidentemente desprende alegría por la Coronación, los temas no dejan de tener ese aire melancólico de los jueves santos antiguos»

Los otros estrenos fueron:

¿Qué te ha parecido?

-1 puntos
Upvote Downvote

Total votos: 1

Añadir voto: 0

Porcentaje votos positivos: 0.000000%

Quitar voto: 1

Porcentaje votos negativos: 100.000000%

Escrito por Javier Guerra

Creador y responsable de MarchasDeCristo. Católico, hombre de Hermandades y defensor de la música procesional en todas sus vertientes.

Estos son los recorridos que tomará la Virgen de la Victoria en su Coronación

Así es la exposición de la Soledad por los 150 años en San Lorenzo