Sin categoría

Crónica de un fin de semana

El Costal informa: Este pasado fin de semana hemos podido asistir a tres besapiés de tres hermandades de nuestra Semana Mayor, el besapié a Nuestro Padre Jesús Despojado de sus vestiduras (Hdad. Jesús Despojado), Santísimo Cristo de la Exaltación (Hdad. de la Exaltación) y el Santísimo Cristo de las Siete Palabras y Nuestra Señora de los Remedios (Hdad. Siete Palabras).

Besapié a Nuestro Padre Jesús Despojado de sus vestiduras
Este pasado sábado y domingo 19 y 20, respectivamente, pudimos contemplar, en la capilla de Nuestra Señora del Mayor Dolor, el besapié a Nuestro Padre Jesús Despojado de sus vestiduras, titular de la Hermandad de Jesús Despojado.
El ambiente del besapié venía siendo, como de costumbre, muy sobrio, con poca luz, música sacra y un olor a incienso sorprendente. El Señor estaba ataviado con una túnica bordada en el centro del presbiterio con la Virgen del Mayor Dolor atrás vestida de hebrea. El Cristo estaba rodeado con cuatro hachones de cera color tiniebla, así como las demás velas que completaban el magnífico altar.
Cabe destacar la gran cantidad de fotógrafos que se pudo ver en el horario de fotografía habilitado durante los dos días del Besapié.

Besapié al Santísimo Cristo de la Exaltación
Este pasado fin de semana también hemos podido asistir a los cultos del Santísimo Cristo de la Exaltación, titular de la Hermandad de la Exaltación, sita en la sede canónica provisional de la Parroquia de San Román. Este año como innovación la imagen del señor estuvo expuesta en devoto besapié durante dos días. Veíamos al crucificado tumbado bajo la escolta del exorno floral compuesto por claveles rojos y lirios morados.
El Altar Mayor estaba presidido por un dosel de color morado donde se encontraba la bendita la imagen de la Virgen de las Lágrimas con San Juan Evangelista.



Besapié al Santísimo Cristo de las Siete Palabras y María Santísima de los Remedios
Por último, tuvimos la oportunidad de besar las imágenes titulares de la Hdad. de las Siete Palabras, el Cristo de las Siete Palabras y la Virgen de los Remedios, que en Semana Santa procesiona bajo el Cristo crucificado en el misterio en la Parroquia de San Vicente.
Las imágenes estuvieron expuesta en devoto besapié y besamano en la Capilla Sacramental de la Parroquia, presidida por el Nazareno de la Divina Misericordia.
El Cristo estaba tumbado en el presbiterio adornado con claveles rojos, y la Virgen atrás con claveles blanco y el simpecado de la Hermandad Sacramental y el estandarte de la corporación del Miércoles Santo.

Redacta Amaro Troya.
Fotografías de Juan Alberto Mogrera y Manuel Flores.

AnteriorSiguiente
Jartible Cofrade desde 1991 · Tecleando con más de 140 caracteres · Coordinador de ElCostal.org